Download definir los conceptos de memoria y deterioro cognitivo mínimo

Survey
yes no Was this document useful for you?
   Thank you for your participation!

* Your assessment is very important for improving the work of artificial intelligence, which forms the content of this project

Document related concepts

Desarrollo cognitivo wikipedia, lookup

Flexibilidad cognitiva wikipedia, lookup

Transcript
Facultad de Enfermería
Problemas de memoria y
deterioro cognitivo mínimo
Docente: Inés Monroy
Integrantes: Maricel Malebrán
Pablo Quiroga
Asignatura:
Enfermería Gerontogediatrica
Fecha:17/10/2014
Introducción
En la actualidad la población adulto mayor de nuestro país se ha visto en un
aumento significativo, lo que genera una mayor preocupación sobre las
enfermedades neurodegenerativas. El deterioro cognitivo mínimo, es considerado
un trastorno leve, que si no es tratado puede llevar a otras complicaciones como
es la demencia.En el año 2011 en Chile el 13% de la población corresponde a
adultos mayores (>60 años), de éste total, la prevalencia de deterioro cognitivo del
adulto mayores de un 10,4%.
El deterioro cognitivo inicial en pacientes mayores ha recibido distintas
denominaciones, tales como: "olvidos senescentes benignos", "deterioro de la
memoria asociado a la edad", "deterioro cognitivo asociado a la edad" y "deterioro
cognitivo leve"; siendo en la actualidad éste último término el más ampliamente
aceptado. A diferencia de las descripciones previas, el deterioro cognitivo leve
establece como una entidad patológica la declinación exclusiva de la memoria, en
vez de considerarla como una condición fisiológica normal de la senectud.
Para este grupo de usuarios adultos mayores se ha desarrollado una amplia línea
de investigación, que busca definir factores predictores de demencia y encontrar
estrategias terapéuticas para retardar o idealmente prevenir un deterioro cognitivo
mayor, de esta forma mejorar la calidad de vida y aumentar la expectativa de la
población adulto mayor.
La estrategia nacional de salud (2011-2020) incluye, entre sus nueve objetivos
estratégicos algunos que se relacionan con la salud de las personas mayores, ya
sea por su carácter transversal en todos los grupos de edad o por involucrar
enfermedades de alta prevalencia en este grupo etario. Entre estos está el
Objetivo estratégico Nº 2, que integra la salud mental. “Reducir la morbilidad, la
discapacidad y la mortalidad prematura por afecciones crónicas no transmisibles,
trastornos mentales, violencia y traumatismos”.
En éste trabajo se hará una revisión de los siguientes aspectos: definir los
conceptos de memoria y deterioro cognitivo mínimo, síntomas, tratamiento
preventivo de trastorno cognitivo mayor, situación actual de deterioro cognitivo en
Chile, evaluaciones diagnósticas, actividades de prevención del deterioro cognitiva
y plan de cuidados de enfermería respecto a esta patología, entre otras.
Problemas de memoria y deterioro cognitivo mínimo
Deterioro cognitivo
Es el deterioro de las llamadas funciones cerebrales superiores. Estas funciones
permiten el trabajo más complejo del cerebro, entre ellas tenemos la memoria, el
lenguaje, la praxia (Es la capacidad de realizar actos complejos, como dibujar,
bailar, trabajo manual complejo) el cálculo, etc. Todas estas capacidades pueden
afectarse severamente.(Manual Clínico, Recomendaciones para una vejez activa,
Hospital Clínico de la Universidad de Chile, Pág. 11).
Se entiende por trastorno cognitivo la existencia de un déficit subjetivo y objetivo
en las funciones cognitivas, es decir,deterioro de la capacidad de atención y
concentración, de razonamiento, ejecutivo, de juicio, de planificación, de
adaptación a situaciones nuevas, de memoria, de lenguaje expresivo y
comprensión del lenguaje, de las capacidades viso constructivas y de orientación
en el espacio (Ministerio de Salud, 2008).
Situación actual de deterioro cognitivo en chile
Según la ENS 2009-2010, la prevalencia de deterioro cognitivo del adulto mayor
es de un 10,4%, con mayor proporción en el grupo de 80 años y más en que se
presenta en un 20,9%, no se observan diferencias significativas entre hombres y
mujeres mayores en esta dimensión (gráfico N°
48).
Esta
encuesta
refiere
también que a menor nivel educacional, la prevalencia de deterioro cognitivo
aumenta (gráfico Nº 49).
Gráfico Nº 48: Prevalencia (en porcentaje) de Deterioro Cognitivo en personas
mayores, por sexo y tramo de edad. ENS 2009-2010.
Fuente: Encuesta Nacional de Salud 2009-2010
Gráfico Nº 49: Prevalencia (en porcentaje) de Deterioro Cognitivo en personas
mayores, según sexo y nivel educacional. ENS 2009-2010
Fuente: Encuesta Nacional de Salud 2009-2010
La ENS 2009-2010 evaluó el deterioro cognitivo en las personas mayores a través
del instrumento de evaluación cognitiva minimental acortado MMSE, que indica
sospecha de deterioro cognitivo con un puntaje inferior a 13. En quienes se
evidenció sospecha, se aplicó test de Pfeffer al acompañante o cuidador, con el
que se exploraron las capacidades de las personas mayores para el desempeño
autónomo en actividades de la vida cotidiana, considerándose discapacidad para
el desempeño de las actividades de la vida cotidiana = MMSE < 13 + Pfeffer ≥6
puntos.
Memoria y Envejecimiento
El envejecimiento trae consigo una serie de cambios morfológicos, fisiológicos, y
metabólicos que ocurren en los tejidos vivos con el paso del tiempo, que no
resultan de enfermedad o agentes externos y que inevitablemente acercan al
individuo a la muerte.
Este proceso abarca a todos los tejidos del cuerpo, pero no de la misma manera ni
velocidad, de tal manera que hay sistemas y órganos en que el proceso de
envejecimiento tiene mayor impacto. Este es el caso del Sistema Nervioso Central,
compuesto entre otros por el cerebro, en este contexto se afecta la memoria por el
paso del tiempo.
Memoria: Es la capacidad de fijar o registrar información, conservarla y evocarla
cuando es necesario, funciona de una manera particular, pues nos permite
registrar y recordar en forma selectiva, según nuestros intereses. (Manual Clínico,
Recomendaciones para una vejez activa, Hospital Clínico de la Universidad de Chile, Pág.
49).
La memoria presenta un proceso, en el cual la información pasa a través de
distintos filtros. En primer lugar, la información pasa por un almacén sensorial,
posteriormente, la información es captada gracias a otro proceso cognitivo (la
atención); esta información pasa por otro filtro, llegando entonces a la memoria de
trabajo, o memoria primaria, en la cual la información se procesa, se analiza y se
"trabaja" (valga la redundancia), posteriormente esta información es almacenada
en la memoria secundaria, o memoria de largo plazo(MLP). Si esta información
es bien codificada, se almacena correctamente, por lo tanto sería fácil, en cierta
manera, ser recuperada.
Según Belsky, la mayor dificultad del adulto mayor se centra en la recuperación de
la información. Es decir, pueden realizar correctamente la codificación y el
almacenamiento, obviamente no tan rápido como antes debido al envejecimiento.
La solución entonces, es el uso de mediadores, es decir métodos o técnicas que
permiten que la recuperación de la memoria sea más viable, como por ejemplo, si
la persona quisiera recordar las palabras árbol y murciélago, se puede usar la idea
de un murciélago en el árbol y así poder recordar estas palabras, otras técnica es
en uso de mnemotecnias, las cuales permiten la memorización de una manera
rápida.
La memoria cambia con el paso del tiempo, teniendo influencias en esto la
herencia o genética, las características personales, factores ambientales y la
presencia de enfermedades.
Dentro de los cambios relevantes en el adulto mayor, se produce una disminución
en la memoria inmediata, esto es, la capacidad para recordad hechos o
situaciones recientes. Se produce un aumento en evocación de hechos o
recuerdos de la infancia o juventud.
Es importante saber que dentro de los cambios esperables con la edad en la
memoria, está el Olvido Benigno, que corresponde a olvidos que carecen de
severidad como para interferir con la vida normal, en que se olvidan detalles de un
evento, pero no el evento mismo, sin progresar en el tiempo.
Evaluación inicial de un adulto mayor con síntomas de deterioro cognitivo.
En todo paciente con deterioro cognitivo se debe investigar la patología de base
yevaluar su repercusión funcional. Para determinar si los síntomas de un paciente
son suficientes como para hacer eldiagnóstico de demencia, se debe combinar
información de diferentes fuentes.
Esnecesario
hacer
una
anamnesis
y
examen
físico
dirigido,
examen
mental,evaluación funcional y conocer el estado mental y funcional previo del
sujeto.
En la anamnesis, es importante preguntar por síntomas sugerentes de
deteriorocognitivo y/o alteración del comportamiento, como son la pérdida de la
memoria,desorientación en el tiempo o el espacio, confusión, dificultad para
resolverproblemas, cambios de carácter o personalidad, desinhibición, etc. Se
debe detallar laevolución de los síntomas en el tiempo y diferenciar si estos han
aparecido en formasúbita o lentamente progresiva, y si se han asociado o no a
otros síntomas comocaídas, incontinencia urinaria, alteraciones motoras (temblor,
rigidez, focalizaciónneurológica, mioclonías, etc). También se debe preguntar por
la existencia desíntomas sugerentes de enfermedades médicas, neurológicas o
psiquiátricas. Drogascomo anticolinérgicos, analgésicos, psicotrópicos y sedantes
pueden producirdeterioro cognitivo. El antecedente de alcoholismo crónico
también es importante, pues puede causar deterioro cognitivo, el cual es
frecuentemente multifactorial (encefalopatía crónica de Wernicke por déficit de
tiamina,
neurotoxicidad
alcohólica,
mayor
frecuencia
de
traumatismo
encefalocraneano, déficits nutricionales, etc).
La información dada por el paciente debe corroborarse con datos obtenidos
delcuidador o un familiar cercano, ya que el enfermo muchas veces no es capaz
de darsecuenta de lo que le está ocurriendo.
El examen físico debe ir dirigido a detectar enfermedades sistémicas que pudiesen
dardeterioro cognitivo, y debe realizarse un examen neurológico cuidadoso
buscandosignos de focalización, reflejos arcaicos, alteraciones motoras o
sensitivas,alteraciones del tono muscular, y pares craneanos pensando en
descartar otras causasmenos frecuentes de demencia.
Tipos de evaluaciones
Algunas evaluaciones existentes para poder realizar la pesquisa temprana para la
evaluación del estado mental del adulto mayor son:

El Mini Examen del Estado Mental (MMSE) abreviado, este instrumento es útil
para el tamizaje de déficit cognitivo, aunque no es un instrumento de
diagnóstico, sirve para realizar la pesquisa precoz de esta patología. Puede ser
administrado por el médico o el enfermero.
MINIMENTAL ABREVIADO
Este instrumento permite un tamizaje del área cognitiva en una primera etapa en
forma breve y sencilla al evaluar funciones como: orientación, memoria, lenguaje,
capacidad de seguir instrucciones y capacidad visuoconstructiva
se divide en 6 etapas las cuales están orientas en:
1. Evalúa la orientación temporal y espacial del adulto mayor a través del
conocimiento del mes, día del mes, año y día de la semana. Se contabiliza cada
respuesta correcta con 1 punto.
2. Evalúa la memoria a corto plazo a través de recordar 3 palabras, se le asigna
un punto por cada respuesta correcta, total 3 puntos. Estas tres palabras se
pueden repetir hasta cinco veces. Recuerde consignar las veces que repitió.
Es importante que quien aplique el test no cambie las palabras: árbol, mesa,
avión, por otras.
3. Evalúa atención, concentración, abstracción, comprensión, memoria e
inteligencia. La instrucción se entrega una sola vez: “le voy a nombrar unos
números, usted debe repetirlos de atrás para adelante” El puntaje de esta
pregunta está dado por la mantención de la serie de los números impares, aún
cuando el adulto mayor omita o reemplace un número; por ejemplo:
9-7-5-3-1= 5 puntos
9-8-5-3-1= 4 puntos
9-7-4-2-1= 2 puntos
9-5-3-1 = 4 puntos
Otras combinaciones
4. Evalúa la capacidad ejecutiva, es decir, la capacidad de seguir instrucciones. En
esta prueba, la instrucción debe ser entregada en forma lenta, pausada y de una
sola vez. Se asignan tres puntos, un punto por cada acción realizada
correctamente.
5. Evalúa memoria a largo plazo. “Hace un momento le solicité que recordara 3
palabras, repítalas en cualquier orden”. Se asigna un punto por cada respuesta
correcta, no importando el orden.
6. Evalúa la capacidad viso constructiva. Cuando esta capacidad esta alterada, el
adulto mayor debe ser derivado urgente a medico por sospecha de un Estado
confusional Agudo. Quien aplica el test debe presentar al adulto mayor un dibujo
con los círculos que convergen en tamaño grande.
El puntaje total de la aplicación del MMSE es 19 puntos: Se considera alterado si
el puntaje es menor de 13 puntos.

La Escala Pfeiffer (Portable FunctionalAssessmentQuestionnaire), Instrumento
que complementa la evaluación del estado cognitivo con información que
esobtenida de un familiar o cuidador del paciente, en relación a las actividades
de la vida cotidiana del adulto mayor. Se aplica al acompañante del adulto
mayor que haya obtenido un puntaje menor de 13 puntos en MMSE.

La
Escala
de
Depresión
Geriátrica
de
Yesavage
(Abreviada),
este
instrumentoes útil para el tamizaje del estado de depresión y es útil para guiar
al clínico enla valoración del estado de salud mental del individuo. Esta
herramienta la puede administrar el médico o el enfermero. El instrumento no
sustituye una evaluación clínica profesional y se aplica al adulto mayor que
haya obtenido en EFAM parte b, pregunta 5, presenta sospecha de depresión.
Tratamiento del paciente con deterioro cognitivo leve
Medidas generales
Nos parece recomendable aplicar en pacientes con deterioro cognitivo leve las
siguientes medidas generales:
Control de los factores de riesgo cardiovascular: hipertensión arterial crónica,
diabetes mellitus, hiperhomocisteinemia e hipercolesterolemia han mostrado
asociación con deterioro cognitivo, constituyendo factores susceptibles de ser
modificados para la prevención de demencia.
El tabaquismo es un factor de riesgo para el desarrollo de demencia, por lo que es
recomendable suspenderlo en los pacientes con deterioro cognitivo leve.
Cambios en la dieta: Dietas hipocalóricas (que en estudios en animales han
mostrado estimular la formación de factores neurotróficos a nivel cerebral), alto
consumo de antioxidantes, folatos (que disminuirían el stress oxidativo), pescado y
grasas poliinsaturadas.
Cambios en el estilo de vida: el ejercicio físico y el consumo moderado de alcohol
se asocian a una menor incidencia de demencia.
Terapia cognitiva
Estudios retrospectivos han mostrado que tanto la actividad recreativa como la
ejercitación cognitiva disminuyen el riesgo de desarrollar enfermedad de
Alzheimer. Un estudio publicado recientemente realizó un seguimiento de 800
personas mayores de 65 años mostró que la actividad cognitiva disminuía
significativamente el riesgo de desarrollar demencia y que ésta protección era
proporcional al grado de actividad.
Otro trabajo evaluó, en adultos mayores con deterioro cognitivo inicial, los efectos
de un entrenamiento de razonamiento inductivo y asociaciones de figuras. Mostró,
en un seguimiento a seis meses, que los pacientes entrenados tienen
significativamente mejores resultados en evaluaciones de memoria, incluido el
aprendizaje de listas de palabras.
Basado en estos estudios, parece altamente recomendable el utilizar en pacientes
con deterioro cognitivo leve, la terapia cognitiva orientada a la preservación de
actividad intelectual y al desarrollo de mecanismos de compensación.
Medidas farmacológicas en deterioro cognitivo leve
En deterioro cognitivo leve no existen aún publicaciones con evidencia que
muestren eficacia de alguna terapia en revertir el déficit cognitivo o en retardar el
inicio de la demencia. Sin embargo existen múltiples terapias en estudio, las más
importantes son:
Inhibidores de la acetilcolinesterasa
Son una terapia de eficacia conocida en la demencia por enfermedad de
Alzheimer. Han mostrado un efecto beneficioso en la evaluación cognitiva,
comportamiento y actividades de la vida diaria.
En deterioro cognitivo leve se han aceptado como terapia, pero aún existe mucha
discusión respecto de su eficacia. Debe considerarse que hay trabajos que
muestran que el déficit colinérgico se desarrolla tardíamente en la enfermedad de
Alzheimer. Algunos fármacos son: DONEPEZILO; RIVASTIGMINA (En estudio)
Drogas antiglutamatérgicas
Teóricamente tienen un papel en prevenir o disminuir la excitotoxicidad, a través
del bloqueo del receptor glutamatérgico NMDA. Específicamente, la MEMANTINA
ha mostrado beneficio sintomático en la enfermedad de Alzheimer y se plantea
como potencialmente eficaz en las etapas precoces de ésta enfermedad.
Antioxidantes
Entre estos se han estudiado: Ginkobiloba, vitaminas A, C y E (como
tamponadores de radicales libres) y selegilina por su capacidad de reducir la
formación de radicales libres.Está en investigación la eficacia de estos
antioxidantes el deterioro cognitivo leve.
Otros medicamentos
Antiinflamatorios: el uso crónico de estos fármacos en pacientes con
enfermedades reumatológicas ha mostrado una disminución en la incidencia de
Alzheimer. Se postula que pueden retardar el paso de deterioro cognitivo leve a
demencia.
Nootrópicos: El PIRACETAM, se ha postulado que favorece los procesos de
memoria. Un trabajo multicéntrico mostró efectos positivos en las pruebas de
atención y memoria en pacientes con deterioro cognitivo inicial.
CUIDADO DE LA MEMORIA
La pérdida de memoria es una amenaza siempre presente para los adultos
mayores y en ella influyen: La angustia, la depresión, el aislamiento, la inactividad,
el alcohol, medicamentos que pueden interferir con la atención y, eventualmente,
producir daño cerebral, mal estado general, con desnutrición, falla cardíaca o
respiratoria, pueden repercutir sobre el funcionamiento cerebral.
Para mantener la memoria deben evitarse estos factores que la amenazan, por
una parte, y, por otra, debe mantenerse la actividad cerebral. Esto significa
interesarse y pensar en lo que lo rodea, adquirir nuevos intereses y evitar la rutina.
Es necesario interactuar con otras personas, saber qué sucede en la vida de sus
familiares y amigos, colaborar en las tareas de la casa, de la comunidad o de los
nietos.
Muchas veces es posible aprender o adquirir nuevas habilidades, como seguir un
curso, integrarse a un grupo de teatro, aprender jardinería o repostería, entre
otras.
Actividad Mental para un envejecimiento exitoso
La actividad mental es indispensable para mantener las capacidades intelectuales
de un adulto mayor, como lo es, la memoria, el aprendizaje, la capacidad de
realizar cálculos matemáticos, realizar habilidades manuales, capacidad de
realizar actividades artísticas, como pintar, hacer música, poesía, etc. Depende de
cuánto ejercitemos estas habilidades para mantener un cerebro activo, y así tener
un mejor rendimiento de este por más tiempo de este.
Por otra parte, si hemos perdido alguna de estas capacidades, podemos
recuperarla con un trabajo adecuado, enfocado en las perdidas cognitivas que ha
de tener el adulto mayor.
Además es importante mantener el sistema nervioso, incluyendo al cerebro, en
buenas condiciones. Esto es evitando sustancias que puedan dañarlo como el
alcohol en exceso, el tabaco, condiciones emocionales como el stress y la
depresión, los traumas (Traumatismo encéfalo craneano), el colesterol alto, etc.
Se debe mantener una buena alimentación, abundante en vegetales, asegurando
un aporte de vitaminas y minerales adecuada.
Proceso de Atención de enfermería
Plan de cuidados
Problematización: Problema de memoria, con incapacidad para recordar
acontecimientos recientes o pasados, incapacidad para aprender nueva
información y adquirir nuevas habilidades, incapacidad para retener nueva
información, debido a trastornos neurológicos, lo que lo podría llevar a un deterioro
cognitivo mayor, presentando patologías como Alzheimer y/o demencia.
Patrón alterado:Patrón cognitivo- perceptual
Diagnóstico: Deterioro de la memoria R/C trastornos neurológicos M/P
incapacidad para recordar acontecimientos recientes o pasados, incapacidad para
aprender nueva información y adquirir nuevas habilidades, incapacidad para
retener nueva información.
Objetivo: PSCD, reestablecer memoria, progresivamente, evidenciando recordar
acontecimientos recientes, aprender, retener nueva información y adquirir nuevas
habilidades cognitivas, al cabo de 3 meses.
Intervenciones
Realización de ejercicio físico (mejora la oxigenación cerebral)
Fomentar alimentación sana, que proporcione nutrientes necesarios para el
rendimiento cerebral.
Realización de ejercicios mentales, crucigramas, sopa de letras, sudoku entre
otros
Fomentar la lectura de revistas y/o Diarios de su agrado
Promoción del uso de las tecnologías
Disminución de la ansiedad, manejo de la medicación.
Integración en actividades grupales
Educación sobre la importancia de realizar actividades que ejerciten el cerebro.
Educación a familiar o cuidador sobre ejercicios que deben realizar el usuario y la
importancia de que este los realice de forma continua.
Gestión con especialista en caso de que la patología avance o se complique.
Evaluación
Aplicación de mini mental, con puntaje > a 13 pts.
Aplicación de escala de Pfeiffer, con puntaje < a 6pts.
Aplicación de escala depresión geriátrica, Yesavage, puntaje entre 0-5 normal.
Conclusión
El deterioro cognitivo leve es una condición patológica que afecta a un porcentaje
significativo de nuestra población adulta mayor, lo cual les ocasiona problemas en
la realización de las actividades de la vida diaria, y que en una proporción
importante de usuarios representa el inicio de una enfermedad de Alzheimer y/o
demencia.
Es por esto que es de gran importancia la pesquisa precoz de síntomas que nos
indiquen un indicio de un deterioro cognitivo mínimo en el adulto mayor, ya que,
existe poca información que permita determinar que pacientes evolucionarán a un
mayor deterioro, por lo cual es importante realizar las actividades de prevención
de esta patología. Es recomendable aplicar a los pacientes todas las medidas
generales y de estimulación cognitiva que sean capaces de realizar, para así
poder detener el avance y/o prevenir la aparición de estos trastornos. Hay estudios
que han demostrado que mientras más se ejercite la actividad cerebral, es menor
el riesgo de presentar este trastorno.
En Chile las alteraciones neurodegenerativas plantean importantes desafíos para
la investigación de este tipo de patologías presentes en el adulto mayor,
destacando el deterioro cognitivo mínimo,
en torno al tratamiento de la
enfermedad y su evolución a complicaciones mayores.
Es de suma importancia destacar el rol de la enfermería, en la promoción,
prevención, tratamiento y rehabilitación del deterioro cognitivo mínimo, además del
desafío que presenta la investigación de este tipo de patologías, para así contribuir
en el aporte de más estrategias diagnósticas y eficacia en los tratamientos,
contribuyendo al avance de reducir la tasa de pacientes con este tipo de trastorno
de la población adulta mayor, desde una mirada biopsicosocial.
Bibliografía
Manual de geriatría, online, Pontificia Universidad Católica, disponible en
:http://escuela.med.puc.cl/publ/manualgeriatria/PDF/Demencia.pdf
Deterioro cognitivo leve, ¿primer paso a la demencia?, 2013, online, Cuadernos de
neurología,
Universidad
Católica
de
chile,
Disponible
en:http://escuela.med.puc.cl/publ/cuadernos/2003/DeterioroCognitivo.html
Memoria en el adulto mayor, psicología del envejecimiento (Gerontología), lunes 1
de
octubre
2012,
Online,
archivo
blog,
Disponible
en:
http://psicologiadelenvejecimiento.blogspot.com/2012/10/cognicion-en-el-adultomayor.html
Resumen plan de cuidados, NANDA, NIC, NOC, 12/01/2013, Online, Disponible
en:http://www.nanda.es/planpublic.php?urlid=81094e550c223f413f4bfd66ce74a67
ec5a5952e
Trastorno cognitivo leve (pérdida de memoria en los ancianos): síntomas,
Redacción
Onmeda (19.
marzo
2012),
Online,
Disponible
en:http://www.onmeda.es/enfermedades/trastorno_cognitivo_leve-sintomas-68434.html
ANEXOS