Download ¿Quebrantado de Corazón? El Señor está Cerca

Survey
yes no Was this document useful for you?
   Thank you for your participation!

* Your assessment is very important for improving the work of artificial intelligence, which forms the content of this project

Document related concepts
no text concepts found
Transcript
DEVOCIONALES
Del 27 noviembre al 3 de
diciembre de 2016
1
27 de noviembre de 2016
SÓLO HAZ ALGO
por Rick Warren
“Entregaos completamente a Dios, porque antes estabais muertos pero ahora tienes
una vida nueva. Así que usad todo vuestro cuerpo como un instrumento para hacer lo
que es correcto para la gloria de Dios.” (Romanos 6:13 NTV)
¿Cómo comenzar a usar los dones espirituales que Dios te ha dado? Te mostraré cuatro formas de empezar:
Descubre tus dones.
Tienes que saber cuáles son tus dones antes de que los puedas usar. Deja de ignorar el hecho de que
dentro de ti hay dones dormidos que ni siquiera has usado. La Biblia dice en 1 Timoteo 4:14 “No
descuides el don que hay en ti…” (RVR60). Tienes que encontrar dentro de ti lo que Dios te ha dado.
Dedica tus dones a Dios.
La Biblia dice en Romanos 6:13 “No dejen que ninguna parte de su cuerpo se convierta en un
instrumento del mal para servir al pecado. En cambio, entréguense completamente a Dios, porque
antes estaban muertos pero ahora tienen una vida nueva. Así que usen todo su cuerpo como un
instrumento para hacer lo que es correcto para la gloria de Dios” (NTV).
Algunos de ustedes ya saben para qué son buenos; simplemente no lo están haciendo para Dios, sino para
ustedes mismos. Necesitas humillarte y dedicar al Señor cada talento que tienes. Retira tus excusas y di:
“Señor, dedico los talentos que me has dado, para tu servicio y honor”.
Desarrolla tus talentos.
Los dones son como los músculos: Entre más los uses, más grandes se vuelven. Puedes fortalecer y
desarrollar lo que Dios te ha dado. Cualquier don que Dios te ha dado puedes y debes desarrollarlo. Y lo
conseguirás practicando, estudiando y aprendiendo de otros que tienen los mismos talentos.
Déjame decirte un secreto: He aprendido que, cuando Dios te da algo, te dará más aún si lo usas bien. Más
talento, dinero, fama, relaciones o responsabilidades. Cuando usas lo que Dios te ha dado y lo usas bien,
Dios dirá: “¡Puedo confiar en esta persona, le daré más y más y más!”.
Despliega tus dones espirituales.
“Desplegar” significa poner en servicio. Sal al campo y empieza a hacer algo. Romanos 12:6 dice esto “Dios,
en su gracia, nos ha dado dones diferentes para hacer bien determinadas cosas. Por lo tanto, si Dios te dio la
capacidad de profetizar, habla con toda la fe que Dios te haya concedido”. (NTV).
¿Cuál es la mejor manera de descubrir, dedicar, desarrollar y desplegar tus dones espirituales? Empieza en
pequeño. ¡Es el campo de prueba! Si no eres parte de un grupo pequeño, te animo a que te unas a uno en
esta semana, para que puedas probar y desarrollar tus dones espirituales en la seguridad y comodidad de un
ambiente amigable que te anime.
PARAFRASEARLO. Lee el versículo varias veces y escríbelo con tus propias palabras.
Con mis palabras: _____________________________________________________________________
____________________________________________________________________________________
Aplícalo a tu vida: _____________________________________________________________________
Tu oración: ___________________________________________________________________________
2
28 de noviembre de 2016
ENTUSIÁSMATE ACERCA DE DIOS
por Rick Warren
"Yo estoy a tu puerta, y llamo; si oyes mi voz y me abres, entraré en tu casa y cenaré
contigo.” (Apocalipsis 3:20 TLA)
Dios te dio un corazón, y en el ubicó tus pasiones, deseos y sueños. Pero a menos que estén bajo control,
serán mal utilizados, abusados, no dirigidos, y serán desaprovechados en tu vida.
En todo el mundo, hay millones de personas apasionadas, con intereses, sueños y ambiciones que son mal
utilizadas y abusadas. Y eso rompe el corazón de Dios. Es por esto, que a pesar de sus talentos y pasiones,
son infelices. Porque cuando tus pasiones son abusadas, eso te hace miserable.
Algunos de ustedes podrían estar pensando, “No me siento apasionado por nada en estos momentos.”
¿Sabes qué significa eso? Significa que estás desconectado de Dios. No puedes estar conectado con Dios y a
la vez no estar apasionado. Cuando estás conectado con Dios, es como conectarse a 220 voltios. ¡Estás
apasionado!
Dios es un Dios apasionado. La única razón por la que tienes emociones es porque fuiste creado a su imagen.
Dios es emocional. Dios se siente celoso cuando Él ve que lo ignoras por alguien o algo más. Dios te ha
amado con un amor eterno. No importa lo que hayas hecho, Él aun así te ama. ¡Eso es pasión!
Cuando tú pasas tiempo con Dios todos los días y te conectas con Él, no puedes dejar de estar apasionado.
Empiezas a desarrollar el corazón de Dios por el mundo. Empiezas a sentirte como Él se siente. Con quién
andas realmente hace una diferencia.
Puedo comprobarte eso con cualquier adolescente. Mira a un adolecente cuando está con un grupo de
adolescentes desapasionados, jóvenes apáticos por todo, y verás en algunas semanas, cómo ese joven
también será apático. ¿Por qué? Con quién andas realmente hace una diferencia.
¿Te gustaría tener más energía en tu vida? ¿Más entusiasmo? Déjame decirte donde lo consigues. La palabra
“entusiasmo” viene de la palabra griega “en theos” “en” significa “en” y “theos” significa “Dios.” Cuando
estás “en theos” vas a ser entusiasmado. Entre más cerca estés de Dios, más energía, vitalidad y pasión
tendrás en tu vida. Entre más alejado estés, más aburrido y apático estarás en tu vida. Tienes que abrir tu
corazón a Jesús.
En Apocalipsis 3:20, Jesús dijo, “Yo estoy a tu puerta, y llamo; si oyes mi voz y me abres, entraré en tu casa y
cenaré contigo.” Jesucristo ha estado de pie, en frente de la puerta de tu vida, tocando hace mucho tiempo.
Pero Él es un caballero. Él no va a golpear y tirar la puerta. Tú tienes que abrirla.
ORARLO. Lee el versículo y da gracias al Señor por cada una de las afirmaciones que en él se hacen.
Aplícalo a tu vida: ___________________________________________________________
Tu oración: _________________________________________________________________
3
29 de noviembre de 2016
¿QUEBRANTADO DE CORAZÓN? EL SEÑOR ESTÁ CERCA
por Rick Warren
“El Señor está cerca de los quebrantados de corazón, y salva a los de espíritu abatido.”
(Salmos 34:18 NIV)
Algún día, todos han tenido el corazón destrozado – tal vez por la decepción, el miedo, la vergüenza, el
rechazo. Te podría decir, como amigo, lo siento. De verdad lo siento. Me importa el dolor por el que has
tenido que pasar, porque Dios se preocupa por eso. Él se siente herido igual que tú. ¿Qué estaba haciendo
Dios cuando estabas llorando? También estaba llorando contigo.
De hecho, es en el dolor cuando Dios está más cerca de ti, te des o no cuenta de ello. La Biblia dice en
Salmos 34:18, “El Señor está cerca de los quebrantados de corazón, y salva a los de espíritu abatido.” (NVI)
¿Cómo hace eso? Él nos salva haciéndonos un trasplante de corazón. De hecho, es su especialidad. Dios dice,
“Por un corazón lleno de culpa, te daré un corazón liberado. Por un corazón que siente resentimiento, te
daré un corazón lleno de paz. Por un corazón que está ansioso, te daré un corazón que confía. Por un
corazón que está solo, te daré un corazón lleno de amor. ¿Ese corazón lleno de amargura y enojo? Te daré
un corazón que olvida, ama y es generoso. Déjame hacerte un trasplante de corazón. Te haré libre.
¿Por qué necesitamos libertad? Porque estamos esclavizados. Somos esclavos de las expectativas de otras
personas. Somos esclavos de los recuerdos del pasado. Somos esclavos de los miedos al futuro. Somos
esclavos de la presión de hoy. Somos esclavos de las opiniones de la sociedad…
Pero todo lo que tienes que hacer es abrir tu corazón a Jesucristo y darle el 100% de tu corazón. Repite como
David en el Salmo 119:32, “Corro por el camino de tus mandamientos, porque has ampliado mi modo de
pensar.”
No tienes idea de lo que Dios quiere hacer en tu vida. ¡Deja de limitar a Dios! Ábrele tu corazón, y permite
que Él mismo haga el trasplante.
PARAFRASEARLO. Lee los versículos varias veces y escríbelos con tus propias palabras.
Con mis palabras: _____________________________________________________________________
____________________________________________________________________________________
Aplícalo a tu vida: _____________________________________________________________________
Tu oración: ___________________________________________________________________________
4
30 de noviembre de 2016
SIRVE DE ACUERDO A TU DISEÑO, NO POR DEBER
por Rick Warren
Sed realistas al evaluarse a vosotros mismos.” (Romanos 12:3 NTV)
La mayoría de las personas se mueven tan rápido en estos días que ya no tienen tiempo de escuchar a su
corazón.
La Biblia dice que Dios quiere que escuches a tu corazón. Quiere que veas para lo que Dios te creó, y de esa
forma saber qué es lo que quieres hacer. Pero tienes que aminorar la marcha.
Alabama solía cantar esta canción: “Me apuro por poder terminar las cosas. Corro y corro hasta que la vida
ya no es divertida. Y todo lo que tengo que hacer es vivir y morir, pero estoy apurado y no se por qué. No
puedo llegar tarde. Salgo con el tiempo suficiente, estrechando manos a lo largo del reloj. No puedo parar.
Escucho una voz que me dice que voy con retraso. Mejor que retome el ritmo. Es una carrera, y no hay lugar
para alguien en segundo lugar”.
Esto describe a la mayoría de las personas en América hoy. Van a velocidad pero sin dirección. Pero Dios
quiere que aminores la marcha y escuches a tu corazón. Romanos 12:3 dice: “Sean realistas al evaluarse a
ustedes mismos.” (NTV).Lo que sugiero es que estés a solas con Dios y te hagas estas preguntas: ¿Qué me
encanta hacer?¿Qué sueño con hacer? ¿Qué me fascina? ¿De qué puedo hablar, pensar y estudiar todo el
día sin aburrirme? ¿En qué he sido más efectivo en mi vida?
Cierto día bauticé a una señora de 80 años, luego de un culto en la Iglesia de Saddleback. Ella quería ser
anfitriona de un grupo pequeño. Eso está bien – una anfitriona de grupos pequeños de 80 años de edad. Me
dijo: “Ojalá hubiera aprendido años atrás que servimos a Dios de acuerdo a nuestro diseño, no por
obligación”.
Deseo que todos pudieran aprender esa verdad. De eso se trata FORMA-Formación espiritual,
Oportunidades, Recursos, Mi personalidad, Antecedentes. Servimos a Dios de acuerdo a nuestro diseño y de
la forma en que nos hizo. Servimos a Dios no por obligación, sino porque lo amamos. Porque cuando haces
lo que fuiste formado para hacer, traes Gloria a su Nombre.
Esa es la forma de vivir. No sirvas a Dios a la fuerza o por culpa. Sírvelo por placer y gratitud. Haz una
exploración minuciosa de quién eres y del trabajo que te ha sido dado – en otras palabras, para lo que Dios
te puso en la Tierra.
ORARLO. Lee el versículo y da gracias al Señor por cada una de las afirmaciones que en él se hacen.
Aplícalo a tu vida: _____________________________________________________________________
____________________________________________________________________________________
Tu oración: ___________________________________________________________________________
5
1 de diciembre de 2016
ENCUENTRA TU LLAMADO EN TU FORMA
por Rick Warren
“Os capacite con todo lo que necesitéis para hacer su voluntad. Que él produzca en
vosotros, mediante el poder de Jesucristo, todo lo bueno que a él le agrada.” (Hebreos
13:21 NTV)
Había una vez unos animales, que querían iniciar una escuela para animales. Escogieron algunos cursos que
se iban a dictar, los cuales incluían correr, trepar, nadar y volar. Entonces decidieron que todos los animales
debían tomar todos los cursos.
Ahí es donde empezó el problema. El pato era mejor que su profesor de natación, pero hizo calificaciones
bajas en vuelo y era muy pobre en el atletismo. Así que le hicieron abandonar la natación y quedarse
después de clases para practicar carreras. Esto hizo que las patas estuvieran muy desgastadas, y su
calificación se redujo a la mitad en la natación. Pero todo el mundo se sentía menos amenazado y más
cómodo con eso - excepto el pato.
El conejo estuvo en el primer lugar en la clase de carreras, pero de tanto trabajar en la natación, contrajo
neumonía y tuvo que abandonar la escuela. La ardilla mostró una habilidad excepcional en la escalada, pero
estaba muy frustrada en la clase de vuelo. El águila era un estudiante problema y fue castigada por ser una
inconforme. Por ejemplo, en la clase de escalada, le ganó a todos los demás en llegar a la parte superior del
árbol, porque insistió en usar su propia manera de llegar allí. Por último, al negarse a participar en la clase de
natación, fue expulsado.
El punto es que Dios ha diseñado animales específicos para sobresalir en áreas específicas, y no espera que
hagan todas las otras cosas. Cuando se espera que todo el mundo quepa en el mismo molde, lo único que
vas a conseguir es frustración, desaliento, mediocridad y fracaso. Un pato se hace para ser un pato y no otra
cosa.
Y tú fuiste hecho para ser tú. Dios te ha dado habilidades únicas, y Él quiere que las utilices para lo que Él
tenía la intención de que se utilicen.
Tus habilidades son el mapa de la voluntad de Dios para tu vida. Te señalan la dirección. Cuando sabes para
lo que eres bueno, entonces puedes saber lo que Dios quiere que hagas con tu vida.
La Biblia dice en Hebreos 13:21, "Que él los capacite en todo lo bueno para hacer su voluntad. Y que, por
medio de Jesucristo, Dios cumpla en nosotros lo que le agrada."(NVI).
Si Dios te pide que hagas algo, Él siempre te da la capacidad para hacerlo. Entonces, ¿Cómo decides qué se
supone que debes hacer con tu vida? ¿Qué clases debes tomar en la escuela? ¿Con quién te debes casar?
¿Qué tipo de carrera debes elegir? Basta con mirar tu FORMA. ¿A que te ha conectado Dios para que seas y
hagas? Tu F.O.R.M.A. apunta en la dirección correcta.
Mis habilidades coinciden con mi llamado. Algunas personas piensan que el llamado es algo que haces si vas
a ser un sacerdote, una monja o un misionera. Pero cada persona es llamada por Dios. En primer lugar
estamos llamados a la salvación, y segundo, estamos llamados al servicio. Tú tienes un llamado en tu vida.
Tienes una vocación. Tienes una misión de vida y un mensaje de vida y una meta en la vida y un propósito en
la vida.
¿Cómo sabes cuál es tu llamado? Basta con mirar tu F.O.R.M.A. - tu Formación espiritual (dones
espirituales), Oportunidades del corazón, Recursos (habilidades naturales), Mi personalidad y Antecedentes
(experiencias).
6
VISUALIZARLOS Ponerse en el lugar de cada uno de los personajes para ver qué sentimos.
Imagínate como un receptor de estas palabras que las escucha por primera vez: ___________________
____________________________________________________________________________________
Imagínate recibiendo estas palabras del Señor: ______________________________________________
Aplícalo a tu vida ______________________________________________________________________
Tu oración: ___________________________________________________________________________
7
2 de diciembre de 2016
NOS NECESITAMOS UNOS A OTROS
por Rick Warren
“Dios, de su gran variedad de dones espirituales, os ha dado un don a cada uno de
vosotros. Usadlos bien para serviros los unos a los otros.” (1 Pedro 4:10 NTV)
Tus dones son para beneficio de otras personas. La Biblia dice en 1 Pedro 4:10, "Dios, de su gran variedad de
dones espirituales, les ha dado un don a cada uno de ustedes. Úsenlos bien para servirse los unos a los
otros.” (NTV).
Nadie puede decir que es bueno en todo, tú me necesitas y yo te necesito. Nadie posee todos los talentos.
No hay una persona perfecta que pueda decir al mundo, “yo no necesito de nadie”. Nos necesitamos
mutuamente. ¡Nosotros hemos sido creados para trabajar en equipo! Es por eso que necesitamos un grupo
pequeño y una familia en la Iglesia. Juntos somos mejores.
Aquí está la clave del éxito: Desarrolla tus dones, entonces tus debilidades se convertirán en irrelevantes.
Toda persona exitosa hace esto. Solo trabaja en lo que eres bueno, haciéndolo cada vez mejor.
Hay una segunda regla del éxito: Relaciónate con personas que son buenas en lo que tú no eres bueno.
Relaciónate con personas que sean compatibles contigo. Todos tienen algo que aportar. Nadie lo tiene todo.
Nos necesitamos mutuamente.
Por cierto, esto es uno de los propósitos del matrimonio. En el matrimonio estamos juntos para
complementarnos en las fortalezas y compensar las debilidades del otro. ¿Qué pasa cuando no se compensa
las debilidades del otro? Nos criticamos mutuamente. Para eso no es el matrimonio. El matrimonio pone a
dos pecadores juntos, por lo tanto, no puede haber una relación perfecta. Pero en un matrimonio, tú
conoces las debilidades del otro, entonces tú puedes ayudar a compensarlas.
Por ejemplo, en el momento de pagar las cuentas y hacer el presupuesto. ¿Quién lo podría hacer? ¡Quien lo
hace mejor! La Biblia no nos dice quien deberá de tomar la responsabilidad. Solo hay que reconocer quien lo
podría hacer mejor, y cuando uno de los dos está realizando esa función, está compensando las debilidades
del otro. Por eso yo siempre dejo a mi esposa, Kay, que administre. Ella es mucho más cuidadosa, lo puede
hacer mejor que yo.
Esto también aplica a tu trabajo. Si tú quieres que tu negocio sea efectivo, aquí está la clave: Personal según
sus habilidades. Encuentra las habilidades de las personas - La formación espiritual, oportunidades, recursos,
mi personalidad, antecedentes – y dale la posición para la cual ellos son buenos. Cuando haces esto, no
necesitas supervisarlos, y no tendrás que motivarlos. ¿Por qué? Porque ellos están realizando labores que
aman hacerlas.
Dios quiere que cada persona use sus habilidades para ayudar a otros. ¡Nosotros nos necesitamos
mutuamente!
PARAFRASEARLO. Lee los versículos varias veces y escríbelos con tus propias palabras.
Con mis palabras: _____________________________________________________________________
____________________________________________________________________________________
Aplícalo a tu vida: _____________________________________________________________________
Tu oración: ___________________________________________________________________________
8
3 de diciembre de 2016
LA GENEROSIDAD ACTIVA LA BENDICIÓN DE DIOS
por Rick Warren
“Usa tus manos en un buen trabajo digno y luego comparte generosamente con los que
tienen necesidad.” (Efesios 4:28 NTV)
Dios quiere usar tus habilidades para que tengas dinero y lo compartas — con personas que no trabajan o
que son pobres por cualquier motivo. Efesios 4:28 dice, "Usa tus manos en un buen trabajo digno y luego
comparte generosamente con los que tienen necesidad.” (NTV).
En algún momento, tienes que decidir que ya es suficiente. ¿Cómo sabes cuando ya es suficiente? Alguien le
preguntó a Howard Hughes, "¿Cuánto necesitas?" y él dijo, "un poco más". Eso se llama materialismo. El
materialismo es cuando no has aprendido a vivir con tus ingresos. Siempre tienes que tener un poco más.
¿No es interesante cómo algunas personas apenas sobreviven con un ingreso con el que una vez soñaban
tener? Dios dice en algún momento que tienes que decir, "Tengo suficiente".
¿Es cuando deberías dejar de trabajar? ¡No! Sigue trabajando, pero ahora lo estás haciendo para regalar y
compartir con otras personas.
Tuve que llegar a esta decisión cuando "Una Vida con Propósito" se convirtió en el libro más vendido en el
mundo durante tres años. Eso me dejó decenas de millones de dólares. Kay y yo podríamos habernos
retirado y comprado una isla en el Pacífico y habría gente que nos sirviera bebidas con sombrillitas en ellas.
Podría haber pasado el resto de mi vida trabajando en mi bronceado. ¿Pero es el propósito de la vida? No,
no lo es.
Así que ¿qué hice? Yo seguí trabajando. ¿Por qué? No estoy trabajando para ganar dinero para mí. De hecho,
dije: “Señor, ¿qué quieres que haga con todo este dinero? Es tu dinero, no el mío.” Dios dijo, "Ve a leer tu
libro". Así lo hice, y sólo tuve que ir a la primera línea del libro para comprender lo que Él me quería decir:
"No es acerca de ti".
Cuando escribes un libro, y la primera línea dice, "No es acerca de ti," y ganas decenas de millones de
dólares, ¡tienes que comprender que no es para ti! Así pasamos los siguientes próximos cuatro años,
teniendo muchísima diversión, dando todo ese dinero alrededor de todo el mundo. ¿Por qué lo hicimos?
Porque Dios nos dio las habilidades para tener dinero, para que pudiéramos compartirlo con otros.
Da libre y espontáneamente; No tengas un corazón mezquino. La manera en que manejas el dinero que
ganas por tus habilidades, desencadena una respuesta de Dios.
¿A cuántos de ustedes les gustaría la bendición de Dios en todo lo que hacen? Por supuesto que a todos nos
gustaría. El gatillo que causa la bendición de Dios es la generosidad. ¿Por qué? Porque Dios es generoso, y
quiere que aprendas a ser como Él. Nunca vas a ser como Cristo Jesús a menos que aprendas la generosidad
y que dejes de ser tacaño.
Dios te ha dado la capacidad para honrarlo, para servir a los demás, para ganarte la vida, para ser un
ejemplo, para tener dinero para dar a otros. Y he aprendido por experiencia personal que entre más
generoso seas, Dios bendice más tu vida.
PRONUNCIARLO. Leer el versículo varias veces marcando cada una de las palabras claves cada vez.
Aplícalo a tu vida: __________________________________________________________________
_________________________________________________________________________________
Tu oración: ________________________________________________________________________
9