Download Celebraciones para este tiempo de Navidad

Survey
yes no Was this document useful for you?
   Thank you for your participation!

* Your assessment is very important for improving the work of artificial intelligence, which forms the content of this project

Document related concepts
no text concepts found
Transcript
Buenas Nuevas
sitio: http://www.buenasnuevas.com << >> email: [email protected]
Biblia para Jóvenes
Navidad: un pesebre para Jesús
Por Ricardo Stirparo y Horacio Prado
Se acerca la Navidad. Una vez más Dios nos sale al encuentro y nos revela el misterio de su infinito amor: Dios se hace
hombre por amor a los hombres. El Señor ha decidido comprometerse con nuestra historia. En tiempos donde parece
que la humanidad ha perdido su rumbo, donde ha entrado en profunda crisis el sentido de la vida, Jesús se juega por
nosotros. “Él que era de condición divina, no consideró esta igualdad con Dios como algo que debía guardar
celosamente: al contrario, se anonadó a sí mismo, tomando la condición de servidor y haciéndose semejante a los
hombres” Flp.2, 6-7 Dios vuelve a mostrarnos su rostro humano en el Niño de Belén y vuelve a rescatarnos de la
violencia, del odio, del sinsentido, de la injusticia.
Queremos en esta Navidad, que Jesús pueda encontrar entre nosotros y en cada uno de nuestros corazones un “pesebre”
donde pueda nacer, para que esta impresionante “Buena Noticia” pueda llenar nuestras vidas.
Les proponemos a través de este encuentro, dejarnos encontrar por el Señor que busca un lugar en nuestras vidas para
nacer.
Celebraciones para este tiempo de Navidad
Objetivo:- Prepararnos para recibir a Jesús que quiere nacer en nuestra sociedad, en nuestro grupo, en nuestra familia y
en
nuestro corazón.
- Comprometernos con las implicancias que tiene en nuestra vida, celebrar el nacimiento de Dios hecho
hombre
- Hacer presente y comunicar a los demás la verdadera alegría de la Navidad (que no es un día sino una
actitud de vida)
Esquema de la Celebración:
 Introducción: Explicamos el motivo del encuentro y hacemos referencia a los signos presentes:
- Un pesebre con la imagen del Niño (de no ser posible se puede dibujar en un afiche) - Una vela encendida(signo
de nuestra “espera” y nuestra “vigilia”) - Un espacio reservado a la Virgen y a la Palabra de Dios.
 Entrada de la Virgen y de la Palabra de Dios: Con un canto recibimos a nuestra Madre representada en una
imagen de María, junto a la vela encendida y a la Palabra de Dios que viene a nuestro encuentro a darnos vida.
 1º Momento: “La Navidad de Belén y la Navidad hoy”
“José que pertenecía a la familia de David, salió de Nazaret, ciudad de Galilea y se dirigió a Belén
de Judea, la ciudad de David, para inscribirse con María su esposa que estaba embarazada.
Mientras se encontraban en Belén, le llegó el tiempo de ser madre; y María dio a luz a su Hijo
primogénito, lo envolvió en pañales y lo acostó en un pesebre, porque no había lugar para ellos
en el albergue”. Lc. 2, 4-7
Dios se hizo hombre en Jesús gracias al “sí” de María y de su esposo José. Dios realiza su deseo de encarnarse
porque encontró corazones totalmente dispuestos a sus proyectos. Y a pesar de las engañosas apariencias, a pesar
de las innumerables dificultades, ellos se aferran a la voluntad de Dios y hacen posible el nacimiento de Dios-connosotros. La disponibilidad de María y José contrasta fuertemente con el desamparo que encontraron en Belén,
donde le llegó el tiempo de dar a luz y “no había lugar para ellos”.
Nos podemos preguntar si en este tercer milenio que comenzamos ¿hay albergue para el Niño Dios? En la realidad
de nuestro mundo, de nuestra sociedad, de nuestros barrios, ¿encontrará Jesús un lugar donde nacer?
Copyrigth  Buenasnuevas.com 2006
Vamos a reflexionar en pequeños grupos, ayudados por la siguiente guía, cuáles son los “SÍ” (como María y José)
que Dios Padre puede encontrar para que nazca su Hijo y cuales son los “NO” (como los dueños de los albergues
en Belén) que el Señor encuentra y por los que tenemos que pedir al Niño Jesús que nazca nuevamente en esta
Navidad
 Gesto: Luego de la reflexión invitamos a acercarle al Niño Jesús los “SI” y los “NO” que encontramos
en nuestra sociedad, en los medios de comunicación social, en nuestro grupo en nuestras familias. Para
ello pasarán hasta el pesebre y ofrecerán ante él los papeles sobre los que han realizado la reflexión. En
este momento el coordinador guiará una oración en dos tiempos: el primero de agradecimiento por los
“SÍ” que hemos encontrado; el segundo de perdón por los “NO” que tantas veces le damos al Señor.
Cerramos este momento con una apropiada canción.
 2º Momento: “El pesebre de mi corazón”
Aquí daremos un nuevo paso en la celebración, que consiste en centrarnos en el pesebre de nuestro corazón. No
sólo las realidades sociales y grupales que anteriormente reflexionamos, tienen necesidad del nacimiento de Jesús,
sino que en nuestro corazón necesitamos que el Señor nazca una vez más.
Necesitamos ser “nuevos” para aspirar a una sociedad nueva. Necesitamos que el Señor asuma nuevamente nuestra
“condición humana”, nuestras pobrezas y miserias, nuestros límites, nuestras heridas; es decir, necesitamos ofrecer
el pesebre de nuestra realidad, para que Jesús nos elija y nos llene de esperanza, que una nueva vida es posible.
Oración personal: Proponemos una reflexión personal guiada por la Palabra, sobre tres actitudes que los textos
bíblicos del Adviento nos propone: Vigilar, Preparar y Alegrarse.
Actitudes
Citas
¡Estén en Vela!
Lc. 21,25-35
¡Preparen los caminos!
Lc. 3, 1-6
¡Alégrense en el Señor!
Mt. 11, 2-11
Preguntas
¿Dónde tenemos puesta nuestra atención en este
tiempo? ¿Cómo esperamos la llegada de Jesús?
¿Cómo preparamos nuestro corazón? ¿Qué
situaciones, o conductas necesitan ser transformadas?
¿Cómo podemos defender la alegría en nuestra vida?
¿Cómo vencer el desaliento, celebrando la vida que
Copyrigth  Buenasnuevas.com 2006
Dios nos regala?
En esta Navidad me comprometo:
....................................................................................................................
 Gesto: En un clima de oración que se puede gestar a través de un canto, invitamos a expresar el
compromiso personal que cada uno está dispuesto a asumir en esta Navidad. Para esto a cada
participante tendrá una vela (de no ser posible se puede pensar en una vela cada tres o cuatro
personas) y pasará hasta el pesebre para expresar su oración-compromiso, al tiempo que prende la vela
alrededor del pesebre.
 Oración final: Finalizamos esta celebración orando juntos con alegría y cantando un canto de alabanzas.
“Hoy, les ha nacido un Salvador, que es el Mesías, el Señor. Y esto les servirá de señal: encontrarán a un niño
recién nacido envuelto en pañales y acostado en un pesebre” Lc. 2, 11-12
Recibiremos con gusto tus comentarios y sugerencias, escríbenos a
[email protected]
Copyrigth  Buenasnuevas.com 2006