Download Guión Audio

Survey
yes no Was this document useful for you?
   Thank you for your participation!

* Your assessment is very important for improving the work of artificial intelligence, which forms the content of this project

Document related concepts

Política fiscal wikipedia, lookup

Estabilizador fiscal automático wikipedia, lookup

Macroeconomía wikipedia, lookup

Economía de la oferta wikipedia, lookup

Conservadurismo fiscal wikipedia, lookup

Transcript
11
Las políticas económicas. La política fiscal
GUIONES AUDIO
La intervención del Estado sobre la economía se concreta a través de la denominada política económica.
Debido a la pertenencia de España a la Unión Europea, que ha supuesto la cesión de competencias en
materia de política monetaria y exterior, hoy día la política fiscal es la principal herramienta de política
económica para tratar de lograr los objetivos deseados en materia de producción, empleo y precios. La
política fiscal se expresa mediante los Presupuestos Generales del Estado, una relación de gastos e ingresos
donde queda constancia de las actuaciones y fuentes de financiación del Estado. Éste, al igual que cualquier
familia española, también debe tener en cuenta el coste de oportunidad, es decir, qué bienes y servicios son
prioritarios y a cuáles renuncia.
1. Las políticas económicas
La política económica es como se conoce la forma de intervención del sector público en la economía para
alcanzar unos objetivos económicos.
Los objetivos más habituales de las políticas económicas son el crecimiento sostenible, el pleno empleo y la
estabilidad de precios. Para lograrlos, las variables sobre las que tratarán de influir las autoridades
económicas serán el PIB, las tasas de actividad y ocupación y el IPC.
Para alcanzar sus objetivos de política económica, los Estados se valen de organismos o instituciones
intermedias, que pueden ser directos o indirectos. Los organismos directos elaboran y ponen en práctica la
política económica. Cada uno de estos organismos tiene asignada su propia parcela dentro de la política
económica. Los organismos indirectos, como la banca, las grandes multinacionales, las asociaciones de
empresarios o los sindicatos no son agentes de política económica propiamente dichos, pero tienen gran
peso específico en las sociedades modernas.
Para conseguir sus objetivos económicos, los Estados utilizan políticas económicas que tienen la capacidad
de influir sobre las variables económicas. Estas políticas son la fiscal, la monetaria, la exterior y la de rentas.
Mediante la política fiscal, el Estado aumenta o disminuye la actividad económica mediante la recaudación
de impuestos y la aplicación del gasto público. Por su parte, la política monetaria es el conjunto de medidas
que toma el banco central para mantener la estabilidad de los precios, utilizando como variables la cantidad
de dinero en circulación y el precio de este. La política exterior es la intervención que realiza el Estado para
regular las transacciones con otros países o economías como, por ejemplo, el tipo de cambio de la moneda
respecto a las de otros países. Por último, la política de rentas pretende lograr la estabilidad de precios
influyendo sobre aquellos más importantes, como son los salarios.
Todas las políticas que acabamos de citar son a corto plazo, es decir, coyunturales. Así, puede concluirse
que la política económica (coyuntural) es la forma de intervención del Estado en la economía para lograr la
consecución de unos objetivos económicos relacionados con la producción, el empleo y los precios, para lo
cual maneja variables tales como los impuestos, el gasto público o el precio del dinero.
En la medida en que es la que acapara la actualidad económica y también la más habitual, la política
económica coyuntural coloquialmente se denomina política económica, aunque solo se refiera a las medidas
a corto plazo. Cuando las medidas son a largo plazo se habla de política económica estructural, y su eficacia
se espera a varios años vista.
2. La política fiscal
La política fiscal es la actuación intencionada del sector público, es decir, el Estado, las Comunidades
Autónomas, los Ayuntamientos y la Seguridad Social), mediante la recaudación de fondos, principalmente en
concepto de impuestos, y la aplicación de gastos públicos, para alcanzar los objetivos perseguidos por el
Estado.
Podemos establecer dos formas de clasificar la política fiscal: una atendiendo a la naturaleza de los
instrumentos aplicados y otra en función de los efectos de dichas políticas sobre la economía.
Los instrumentos de los que disponen los gobiernos para tratar de lograr sus objetivos económicos son las
políticas fiscales discrecionales y los estabilizadores automáticos.
Economía 1.º Bachillerato
Página 1 de 3
11
Las políticas económicas. La política fiscal
GUIONES AUDIO
Las políticas fiscales discrecionales se aplican para influir sobre los ingresos o gastos intencionadamente,
porque no están regladas. Las principales son los programas de obras públicas, los planes de empleo y
formación, los programas de transferencias y la modificación de los tipos impositivos. Por otro lado, los
estabilizadores automáticos son los ingresos o los gastos públicos que aumentan o disminuyen a la par que
el nivel de producción de un país. Los principales son los impuestos proporcionales, los impuestos
progresivos, las cotizaciones sociales y los subsidios por desempleo.
Según sus efectos sobre la economía, podemos distinguir entre políticas expansivas, que aumentan el nivel
de actividad económica, y restrictivas, que lo reducen.
3. Los Presupuestos Generales del Estado
Mediante el presupuesto, la política fiscal expresa los planes de gastos e ingresos. En el caso de España, los
instrumentos de la política fiscal se materializan en los Presupuestos generales del Estado, relación
detallada de los gastos y las previsiones de ingresos que realizará la Hacienda Pública durante el año
correspondiente. Este presupuesto ha de estar en consonancia con el plan económico del Estado, en el cual
se detallan los objetivos económicos y las previsiones sobre la evolución del conjunto de la economía.
El sector público precisa unos recursos, denominados ingresos públicos, para llevar a cabo sus distintas
funciones. El Estado puede obtenerlos de las cotizaciones sociales, los tributos y otros ingresos. Las
cotizaciones sociales son cantidades que los trabajadores afiliados a la Seguridad Social pagan para que,
en situaciones de necesidad, ellos y sus familias tengan derecho a cobertura. Los tributos pueden ser
impuestos o tasas. Un impuesto es un pago exigido por las Administraciones Públicas sin que el
contribuyente reciba nada a cambio directamente. Los más importantes son el Impuesto sobre la Renta de las
Personas Físicas y el IVA. Los impuestos pueden ser directos o indirectos. La diferencia entre impuestos
directos e indirectos radica en que los primeros tienen en cuenta la situación económica de la persona o la
empresa a los que afectan, y los segundos, no. Las tasas son pagos a cambio de la utilización de un servicio
público o una actividad que proporcionan un beneficio directo al usuario, como la entrada a una exposición
pública o la matrícula de una universidad pública. En el capítulo de "otros ingresos" se encuentran las
transferencias corrientes, los ingresos patrimoniales, la enajenación de inversiones y las transferencias de
capital.
El gasto público es el conjunto de gastos realizados por la Administración Pública. En lo que se refiere al
Estado, podemos clasificarlo atendiendo a su destino. Así, los gastos corrientes son destinados a
proporcionar a la sociedad servicios como la sanidad, la educación o la justicia. A su vez, pueden dividirse en
salarios de los funcionarios y compras de bienes y servicios. Los gastos de inversión, fundamentalmente en
infraestructuras, son los destinados a mantener y a ampliar la capacidad productiva del país. Finalmente,
mediante las transferencias y subvenciones el Estado destina fondos a las personas o empresas. Cuando
las destinatarias de las ayudas son las personas, las denominamos transferencias, mientras que si los
perceptores son las empresas, las llamamos subvenciones.
Al analizar los Presupuestos Generales del Estado debemos distinguir entre el gasto real, que comprende el
gasto corriente más el gasto de inversión, y las transferencias y subvenciones, que efectúan una
redistribución de la renta. El gasto real es el que forma parte de la demanda agregada de un país.
Los efectos de la política fiscal sobre la economía son totalmente diferentes en función de que el presupuesto
esté equilibrado, en déficit o en superávit. El déficit público surge al gastar más de lo que se ingresa, de tal
forma que aumenta la cantidad de dinero en circulación, con el objetivo de incrementar los niveles de
producción y empleo.
En la economía pueden darse dos tipos de déficit: el cíclico y el estructural. El primero se produce cuando
surgen las inevitables fases de recesión del ciclo económico, y es transitorio. El déficit estructural es
permanente, y se mantiene incluso en situaciones cercanas al pleno empleo. Es un lastre para el desarrollo
económico debido a los costes de la deuda que constantemente debe asumir el Estado.
Cuando los ingresos no son suficientes para cubrir los gastos, el Estado puede llevar a cabo recortes
presupuestarios o endeudarse acometiendo gastos útiles que, a corto o largo plazo, sienten las bases de una
recuperación.
Economía 1.º Bachillerato
Página 2 de 3
11
Las políticas económicas. La política fiscal
GUIONES AUDIO
Para financiar el déficit público, el Estado puede optar por emitir deuda pública o subir los impuestos.
También puede aumentar el dinero en circulación. Esta medida suele provocar un incremento de los precios
(inflación), razón por la que los Estados son muy precavidos al aplicar esta medida.
Economía 1.º Bachillerato
Página 3 de 3