Download 91 a 96 Revista 2 - 2012-sumario-staff.p65

Survey
yes no Was this document useful for you?
   Thank you for your participation!

* Your assessment is very important for improving the work of artificial intelligence, which forms the content of this project

Transcript
la transfusión de componentes sanguíneos logró disminuir el IT a 1,5-1,7 durante el periodo de seguimiento43. Pero a pesar de que el HUV no cuente con mediciones previas para evaluar el uso de las guías
institucionales que llevan alrededor de tres años en
funcionamiento, tiene un nivel mejor que la reportada
en ese estudio para 1990, es decir, el IT de esta investigación fue de 2,01 en comparación con el anteriormente mencionado de 2,9.
Adicionalmente, en ese mismo año, en RU publican
un trabajo realizado por Murphy y col.44 en el cual realizaron dos auditorías: la primera en septiembre de 1995
en 50 hospitales y la segunda en julio de 1997 en 23
centros hospitalarios de los participantes en el inicio
del estudio. Ellos encontraron que el 20% de estas instituciones no contaban con comités transfusionales en
ambas mediciones, el 44% de los participantes de
ambas mediciones modificaron sus políticas
institucionales a la transfusión y en estos mismos la
cultura de la notificación del evento adverso asociado
a la transfusión subió al 100%. Sin embargo, no se pudieron obtener otras conclusiones relevantes debido al
alto número de perdidas en la segunda medición44.
Posteriormente, en el 2004 ,en la ciudad de Glasgow,45
se realiza una nueva medición de impacto de la auditoría
y de la educación a los médicos. El estudio se realizó
en un hospital de referencia para trauma que cuenta
con 960 camas. Para la primera fase se revisaron 859
solicitudes de UGRE de las cuales fueron transfundidas
1.093 unidades para 316 pacientes con un IT de 2,16
en un periodo de 3 meses en 200145. Luego, en un periodo de ocho meses, realizaron cursos de capacitación empleando las guías británicas de transfusión a
los médicos generales y especialistas. En la segunda
fase, la cual se inicia en enero del 2002 por un periodo
de tres meses, se observó que el número de solicitudes y de pacientes transfundidos se redujo de un 4,4%
a 3,5% (p: 0,006) y la cantidad transfundida en 19%
(880 unidades; p 0.005) con un IT de 2,1 (p: 0,005)25.
Ellos hallazgos fueron significativos para que RU optara por una política de educación más persistente45. Igualmente, existen estudios similares en otros países como
en la India, ya citados antes46.
Finalmente, se hace necesario realizar estudios de
costo-efectividad en Colombia para medir el impacto
de las acciones mencionadas en cuanto al uso de las
guías para racionalizar las transfusiones, la auditoría
prospectiva y la educación como punto de orientación
clínica continua en la toma de decisiones. Además, este
marco conceptual sirve para comparar el efecto económico y clínico de otras conductas terapéuticas como
el uso más frecuente de la eritropoyetina, de agentes
hemostáticos e interleuquina 11 en el futuro incluidas
dentro del armamentario médico47.
CONCLUSIONES
El costo de la no calidad debido a fallas externas al
banco de sangre por prescripción inapropiada del perPág. 114
AAHI - Lavalleja 1214 (C1414DTZ)
Cdad. Aut. de Bs. As. - Argentina
Tel/Fax: (54-11)4771-2501 - L.Rot.
E-mail: [email protected]
sonal médico en el Hospital Universitario de Valle
“Evaristo García” en un periodo de seis meses tomando una muestra de 368 casos corresponde a U$A
1.199,21, cuyo porcentaje equivale al 0,045% del total
facturado igual a U$A 2´670.100,12. Esta cantidad corresponde a los costos directos por el uso de insumos
en el evento de la transfusión e indirectos por el costo
del tiempo del personal asistencial que participó en el
mismo y su relación con la totalidad facturada en la
hospitalización. Además, la prevalencia de la no pertinencia en el uso de componentes sanguíneos para el
mismo periodo de evaluación fue 1,1% (IC 95%: 0,4%
- 3,0%). En el análisis bivariado no se pudo establecer
ninguna asociación de los casos no pertinentes con las
variables clínicas ni con las variables de gasto. Sin embargo, la única variable que tuvo asociación
estadísticamente significativa fue una de la categoría
demográfica denominada “Seguridad Social” que corresponde al tipo de plan de aseguramiento que contaban los casos incluidos en el momento de realizar la
encuesta. También es importante recalcar que no se
pudo determinar la actitud del médico frente a la no
pertinencia debido a que el diseño del presente estudio era de tipo exploratorio. Finalmente, se pudo demostrar que el HUV cuenta con una baja prevalencia
en la no pertinencia en la prescripción de componentes sanguíneos y por consiguiente un impacto minoritario en los costos de la no calidad que acarrea este
mismo acto médico. Este estudio es el punto de partida para estructurar y desarrollar un diseño de cohorte
prospectivo multicéntrico con enmascaramiento de los
evaluadores para tener una medición menos sesgada y
más fiable en el uso racional del recurso sanguíneo a
nivel nacional. Ello permitirá la formulación de recomendaciones clínicas acordes a las necesidades del perfil
epidemiológico y a su vez facilitará la implementación
de otras medidas terapéuticas para el manejo de los
trastornos anémicos y de la coagulación, conllevando
a una reducción gradual de las necesidades nacionales
de los hemoderivados. Además, se deben hacer mediciones del impacto económico y social de la educación
en el personal asistencial médico en la prescripción,
uso y en los eventos adversos que ocurren en la transfusión de un componente sanguíneo y la auditoría
prospectiva frente a la retrospectiva para evaluar la actitud del médico hacia la misma. Adicionalmente, estos diseños de investigación anteriormente mencionados posibilitarán la comparación entre médicos especialistas en áreas clínicas y quirúrgicas en diferentes
grados de entrenamiento. También, el marco conceptual podría servir en la formulación de nuevos proyectos de investigación en el área de costos de la calidad
para definir estándares nacionales que permitan determinar el valor económico real que trae la
implementación de la cadena de sangre y de sus
indicadores para una evaluación homogénea en el funcionamiento de los diferentes servicios transfusionales
existentes en el país por parte de los organismos de
control. Igualmente, estas mismas líneas de investigación proporcionarán información suficiente para defi-
Vol. XXXVIII / N° 2 / 2012
Págs. 99 / 122
Pérez Carrillo, José Arnulfo MD
Cortés Buelvas, Armando MD